by

Screen Shot 2014-11-20 at 9.55.44 PM

Entre más pasa el tiempo y entre más estudio el tema, comienzo a convencerme de que todo el sistema del machismo está fundado en un gran temor hacia la mujer. El ser humano es de por sí temeroso de lo diferente – las ideologías religiosas predominantes todas abogan por una verdad inequívoca y tienen en su centro el temor a la otredad. El conocimiento occidental, que ha sido contado mayoritariamente desde el prisma de los hombres, es una prueba más de que el desconocimiento a lo diferente puede conducir a su temor. Para la mayoría de filósofos y pensadores masculinos, las mujeres, ajenas y distintas a ellos, fueron usualmente catalogadas como seres “irracionales” y peligrosos por su capacidad seductora y sus “artimañas” estéticas. Incluso los prejuicios hacia la moda se parecen a los que existen hacia las mujeres: un tema frívolo, que causa desconfianza por su cercanía con lo material, con el cuerpo, de naturaleza cambiante. No se necesita una gran cuota de brillantez para ver que todo aquello que es diferente genera temor y es tildado de maligno o perverso. Hombres y mujeres han convivido durante décadas, están próximos en todo tipo de relaciones, y aún así no nada que materialice más la diferencia que la naturaleza psíquica entre hombres y mujeres. Porque el mundo se ha contado desde la perspectiva de los hombres, poco conocimiento hay sobre lo que es ser mujer, sobre lo femenino. En vez de reconocer que se trata de un dominio sobre todo diferente, muchos pensadores se encargaron de señalar lo femenino desde el temor y el juicio. Pienso a veces que eso tiene que ver con ese misterioso y extraordinario poder que tenemos las mujeres de dar vida, de llevarla adentro, de generarla y producirla. Eso, a mi modo de ver, puede dar miedo. Y también es mucho más fácil y cómodo señalar lo diferente como algo negativo y digno de juicio. El machismo, en todas sus formas, tiene mucho que ver con el temor a lo diferente y la necesidad de oprimirlo.

No Comments Yet.

What do you think?

Your email address will not be published. Required fields are marked *